Javier Enciso relató toda su experiencia de trabajar en El Mecanismo, serie de Netflix

“El equipo de trabajo de los brasileros es impresionante”, dijo.

Foto: Juanjo Ivaldi Zaldívar.
Foto: Juanjo Ivaldi Zaldívar.

En una nota anterior te contábamos sobre el trabajo del actor paraguayo Javier Enciso en la serie de Netflix El Mecanismo, segunda temporada. Ver nota. Javier aparece en 4 capítulos interpretando a Pablo, el contacto de Ibrahim con Paraguay. Recordemos que la tira se sumerge en el conocido caso de corrupción conocido con el nombre de Lava Jato, que terminó con la detención de Lula Da Silva y la destitución de su cargo de la ex presidenta Dilma Rousseff.

Javier encarna a un paraguayo, pero que habla bien el portugués, algo que Javier supo manejar porque tiene un portugués fluido. “Terminé el colegio en Brasil”, explicó a Epa! Enciso. “Viví en Curitiba, en Paranaguá y en San Pablo, eso hizo que mi portugués sea fluido y tenga una buena carga de palabras, que tiene también que ver con la literatura que le cargues”, alegó.

Escena de El Mecanismo. Se ve a Enrique Díaz, que encarna a Ibrahim junto a Javier Enciso.
Escena de El Mecanismo. Se ve a Enrique Díaz, que encarna a Ibrahim junto a Javier Enciso.

Javier tuvo la oportunidad de trabajar a las órdenes del director José Padilha, recordado por sus dos películas Tropa de élite, Robocop (trabajo en Hollywood) y la serie también para Netflix Narcos. Enciso expresó que el contacto llegó debido a que había filmado una película brasileña en Cascabel. Ver nota.

“Viene de aquella película en la que actué”, afirmó Javier. “Con un director de nombre Daniel Lieft, donde también estuvo Víctor Sosa Traverzzi. Vamos Nessa se llama, ya está terminada, ahora están viendo la distribución”, alegó.

-¿Fue por medio de un productor?

-Así es, el productor ejecutivo de esa película justamente. Se llama Carlos Enrique Marten Ferreira, el Kaike que le dicen, un tipo de 40 años de trayectoria, trabajó mucho con O globo, un monstruo en Brasil. Él es el que me contacta pero nunca me dijo que era para Netflix. Me dijo que tenía un proyecto y que quería que le dé una prueba de cámara. Esto fue en febrero del año pasado. Le envío y me responde que le gustó al director y que necesitaba otras pruebas más. Hice y luego me avisaron que quedé yo. En marzo del 2018 me voy a Rio de Janeiro y allá me entero que era para Netflix y para nada más y nada menos que para Padilha. Ni me imaginaba. Firmé contrato y en Junio estaba instalado en Rio De Janeiro.

Javier junto al director José Padilha.
Javier junto al director José Padilha.

-También tomaste el rol de productor en un momento…

-Así es, del quinto capítulo. Sucedió que ya en Rio, cuando hicimos lectura de guión con todo ese elencazo y donde conozco a Padilha, me dice el productor que había visto mi imdb, que decía que también era productor. Y me dicen entonces si no quería ayudar en la producción del quinto capítulo. Y obvio que le dije que sí. Y ahí me entero que se iba a filmar en Ciudad Del Este. Fue simpático porque me dan los capítulos, yo en marzo tenía todos los capítulos. Me generan un contrato como productor también y ya en Paraguay me uno a Arturo Fleitas que es mi mano derecha acá en la Chacarita. Como él tenía contactos en Ciudad Del Este nos fuimos y comenzamos a trabajar haciendo scouting de locaciones. Ahí nos unimos a Nicolás Navarro, que es un chico de allá que estudió cine en California. Súper interesante todo. En junio estaba en Rio de Janeiro y luego en septiembre ya me mudo a Ciudad Del Este. El capítulo 5 se hizo en Ciudad Del Este. El 16 de diciembre terminó el rodaje allá.

-¿Cómo fue trabajar a las órdenes de José Padilha?

– Él me dirigió en el primer episodio y fue, no sé cómo explicarte. Es una persona que te mira a la cara, te conoce y sabe cómo manejarte. Es un director súper diestro en lo que hace, es un genio. Da gusto porque entiende tu capacidad y la explota. Complementa lo que tenés, te aporta, te enseña, es un maestro. Quedamos como amigos con Padilha, nos vemos y nos abrazamos, muy buena gente, muy inteligente. Hay expectativas de trabajo con él para más adelante, me dijo que de seguro va a generarme fuentes de trabajo.

Javier y Enrique Díaz, Ibrahim en la serie.
Javier y Enrique Díaz, Ibrahim en la serie.

-Los otros episodios ya no los dirigió él…

– Los capítulos que transcurren en Rio los dirigió Padilha. Y lo de Ciudad del Este Marcos Prado, uno de los mejores amigos de Padilha, socio comercial también de él con su productora. Él es documentalista. Pasa que Padilha está entre Rio con El Mecanismo y México con Narcos. Entonces, cuando él no está, le confía el trabajo a Marco. Me tocó realmente trabajar con gente genial, gente que sabe lo que hace, que no son ningunos alzados, humildes, de esos directores con calidad. El equipo de trabajo de los brasileros es impresionante. Ya tienen una larga carrera…

-¿Qué podés decir de tu personaje?

– Pablo se llama, mano derecha del que se en la serie se llama Ibrahim, que era el que lavaba dinero a Lula, Dilma y Temer. Y tenemos un pasado en común porque habíamos hecho contrabando de cigarrillos. Lo que se muestra es el sistema de contrabando de Brasil con Ciudad Del Este. Pero no nos venden como paraguayos traficantes, sino como una posibilidad que genera Brasil y que nosotros aprovechamos. Finalmente es más negocio brasileño que nuestro.

19702490_1429875490393308_1891428849705318388_n

-¿Qué se viene ahora?

-(Soniendo) Varias cosas. El Supremo manuscrito, la nueva película de Jorge Díaz de Bedoya junto a Maichel Kovich, creo que se estrena en agosto. Luego en Brasilia con unos cineastas de allá, hay una propuesta de Bolivia, donde quieren filmar la vida de su héroe; Túpac Katari, la expectativa de volver a trabajar con Padilha, seguimos con la serie de Kovich, Opus. Y con muchos proyectos de películas en La Chacarita, muchos. Pero acá dependemos de la burocracia del estado, no hay que apurarse, los procesos son lentos.

-¿Te interesa el mercado brasileño?

– Me interesa. Más que el mercado argentino. Asunción está muy contaminada por Buenos Aires, sabemos más del Indio Solari que Herib Campos Cervera. Este mercado (el brasileño) está acá nomás también, mientras hay colegas que miran demasiado el norte acá al lado hay posibilidades. Ojalá esta experiencia que tuve ayude también a otros actores.

Para continuar leyendo, registrate gratis.
Registrate GRATIS ingresando tus datos.*

A este número de celular te enviaremos el código de activación.

¿Ya estás registrado? Hacé click aquí.

  • Acceso completo a todas las publicaciones del día, sin restricciones.
  • Información al instante, de todas las novedades, primicias y las historias más compartidas.
  • Además, accedés a videos, fotos y artículos de todo lo publicado anteriormente en el portal.

¿Porqué cobramos suscripción?

(*) Gratis por 7 días.