Ante el ninguneo carta a la Secretaría Nacional de Cultura

Debido a que me han dado la espalda, les escribo.

Escena de la película
Escena de la película

por JUAN MANUEL SALINAS A.

Hay cosas que molestan y duelen al mismo tiempo, una mezcla de rabia y tristeza que hace que uno se sienta impotente ante todo. Fue lo que sentí al ver el apoyo completo de la Secretaría Nacional de Cultura a la película boliviana Boquerón. En la fan page de la entidad, no paran de postear noticias relacionadas a la cinta. Me parece bien que haya ocurrido, la secretaría apoyó el rodaje pero, ¿qué pasa con Paraguay, Droga y Banana? ¿Por qué yo no recibo el mismo apoyo atendiendo que la secretaría aportó con fondos? Ellos lo aprobaron en el 2011. ¿Por qué entonces la secretaría no linkea también en su fan page noticias sobre mi documental? No se trata de una queja infantil del tipo: “¿Por qué él sí y yo no?” Se trata de una protesta donde apelo al sentido común. Personalmente recuerdo que fui a la institución para invitarlos a la conferencia de prensa antes del estreno, con la intención de que pongan un banner, como suele hacerse. Pero no sólo no asistieron sino que ni siquiera enviaron el banner, el argumento al parecer es que la cinta da mala imagen al país.

Paraguay, Droga y Banana es un documental que narra la historia del narcotráfico y los inicios de la narcopolítica. Un análisis donde se ve claramente cómo la clase política avaló y blanqueó situaciones, sobre todo luego del golpe del 2 y 3 de febrero. Es un documental, que a un mes de su estreno, hizo 10.906 espectadores, una cifra atípica porque se trata de un documental, llamando la atención incluso de jóvenes. Los mismos medios han hecho eco de mi película y varios periodistas se han tomado el tiempo de escribir y analizar varios puntos de la cinta, incluyendo el escritor y crítico de arte Guido Rodríguez Alcalá. Y hasta llamó la atención del conocido actor brasileño Chico Díaz, que tras visitar Paraguay fue a ver la película.

El abogado y ex juez de Alto Paraná Adalberto Fox, hablando al final de la proyección de la película en el avant premier, el pasado 15 de septiembre.
El abogado y ex juez de Alto Paraná Adalberto Fox, hablando al final de la proyección de la película en el avant premier, el pasado 15 de septiembre.

Aparentemente para la secretaría esto no es importante. Ellos ven con mejores ojos una película extranjera, ya que no deja en evidencia a una clase política inepta, conformada en su mayoría por imbéciles emocionales que rozan peligrosamente la mediocridad. Y no hablo de un partido específicamente, sino de todos, sin distinción de color y tendencias. Porque ese es el problema que tiene este y otros países; posee una clase política que no puede administrar ni un puesto de helado debido a los estúpidos que la conforman.

Lo veo claramente, el ninguneo de la secretaría a mi película, es fruto de esa imbecilidad política, de los chupamedias de siempre, de los que no entienden nada, ni siquiera saben cómo dar buena imagen al país porque son ineptos. Hace unos días me preguntaban de nuevo si era cierto el rumor de que Mabel Causarano fue destituida por apoyar mi película. Obvio que no es cierto, mi documental nada tiene que ver con su destitución. Eso surgió de algunos idiotas que quisieron usar mi película como “arma política”, no soy estúpido. A mí no van usarme, ni oficialistas ni opositores.  Pero sí el “ninguneo cultural” surgió de personas que creen tontamente que esta es la mejor manera de defender la imagen de la nación. Se equivocan y grande.

posteo-secretaria
La Secretaría Nacional de Cultura dando difusión a la película boliviana Boquerón. ¿Y Paraguay, Droga y Banana? El documental tiene fondos de la secretaría. ¿Por qué el ninguneo?

Esta es la peor manera porque la manchan y la destrozan. Y voy a contar más, recientemente, una persona importante, no voy a dar su nombre, me relató que hasta se planteó la posibilidad de pedirme que retire el logo de la secretaría de la película, algo que no se puede hacer ya que justamente una de las condiciones cuando me dieron el fondo, era poner el logo de la entidad.

Señores de la Secretaría Nacional de Cultura, no soy culpable de que Paraguay haya tenido una dictadura de 35 años, no soy culpable que el narcotráfico haya nacido con el régimen y haya hecho posteriormente el golpe del 2 y 3 febrero con el stronismo sin Stroessner a la cabeza. No soy culpable de que la oposición y oficialistas por igual hayan avalado la inauguración de la narcopolitica y hayan sido siempre tremendamente incompetentes. Es decir, señores de la Secretaría Nacional de Cultura, no soy culpable de los hechos de la historia, sólo soy responsable de contarlos.

Si ante eso ustedes se comportan como “cagones” y “lameculos”, cierren la entidad y dedíquense a vender limonada. La cultura no está con ustedes.

Saludo atentamente.

Para continuar leyendo, registrate gratis.
Registrate GRATIS ingresando tus datos.*

A este número de celular te enviaremos el código de activación.

¿Ya estás registrado? Hacé click aquí.

  • Acceso completo a todas las publicaciones del día, sin restricciones.
  • Información al instante, de todas las novedades, primicias y las historias más compartidas.
  • Además, accedés a videos, fotos y artículos de todo lo publicado anteriormente en el portal.

¿Porqué cobramos suscripción?

(*) Gratis por 7 días.